Masaje Infantil Madrid

Conservación de la leche materna: ¿qué debes saber?

Para facilitarte el mantenimiento y prolongación de la lactancia materna, es muy importante que sepas perfectamente cómo conservar tu leche en las mejores condiciones y con todas sus propiedades. Para la conservación de la leche materna se pueden utilizar recipientes de vidrio, plástico duro o bolsas especiales que se pueden comprar en farmacias.

Tras la extracción de la leche materna, y en el caso de que vayamos a congelarla, es muy importante que el envase quede muy bien cerrado inmediatamente después de su recogida. Es recomendable recoger y guardar la leche para su conservación en pequeñas cantidades (aprox. 60-120 ml), para no desperdiciar leche una vez se haya descongelado.

Desde NatuBB te recomendamos etiquetar el recipiente con la fecha de extracción, para ir gastando la leche más antigua primero. Ten en cuenta que durante los primeros días de vida de tu bebé, también podrás conservar el calostro en caso necesario.

 

¿Cuánto tiempo se puede conservar la leche materna?

La leche materna RECIÉN EXTRAIDA se puede conservar a temperatura ambiente de 10 a 12 horas. Si vamos a conservarla en el frigorífico, el período máximo aconsejado no debe superar los 8 días, y tenemos que tener en cuenta no colocar el recipiente en la puerta, para evitar los cambios bruscos de temperatura. Si lo que necesitas es congelar la leche, el tiempo máximo de conservación variará en función de la temperatura que alcance tu congelador. Para congeladores cuya temperatura mínima sea superior a -19ºC, podrás conservarla entre 3 y 4 meses. Si en cambio, tu congelador baja de los -19ºC, podrás conservar tu leche materna hasta 6 meses.

Para conservar la leche una vez que ya ha sido DESCONGELADA,  debes tener en cuenta que a temperatura ambiente podrás tenerla durante aproximadamente 1 hora y en la nevera 24 horas. ATENCIÓN: la leche materna ya descongelada NO se puede volver a congelar.

Conservación leche materna Temperatura ambiente      19-22ºC Nevera entre 0-4ºC Congelador hasta -19ºC Congelador menos de -19ºC
Recién extraída 10-12 horas 8 días 3 a 4 meses 6 meses
Descongelada 1 hora 24 horas No volver a congelar No volver a congelar

 

¿Cómo descongelar la leche materna y calentarla para tu bebé?

Cuando la leche esté congelada, lo mejor es sacarla la noche anterior y dejarla en el frigorífico, para que se descongele sin cambios bruscos de temperatura. Si la necesitas descongelar en ese momento, coloca el recipiente cerrado bajo un grifo de agua caliente hasta que la leche está a temperatura ambiente.

Una vez descongelada se puede poner al “baño maría”. No hay que hervirla ni usar el microondas para evitar que la leche materna pierda sus propiedades. Podrás observar que la leche almacenada se sedimenta en tres capas, una vez descongelada, agítala suavemente para que recupere su apariencia natural. En el caso de que te sobre leche que haya sido descongelada, no puedes volver a congelarla. ¡Te recomendamos que la deseches!

Si quieres saber más, visita esta otra página sobre las propiedades y composición de la leche materna.